Envase sellado: mejora la resistencia y la conservación del producto

Tecnología

El sellado de un envase es muy importante ya que es un factor que incide directamente en la calidad del mismo. Un sellado adecuado repercute tanto en la conservación y preservación de las características organolépticas del producto, la garantía de inviolabilidad y aumento de la vida útil, así como el tiempo de caducidad. Pero también garantiza una experiencia de uso positiva para el usuario.

¿Cuántas veces nos hemos encontrado ante una tapa de bandeja que no podemos abrir o que cuando conseguimos abrirla esta se desgarra y rompe?

El tipo de sellado no sólo debe adaptarse al producto que envasamos sino también al material que utilizamos en la fabricación del envase.

Parte del problema de experiencia de uso se soluciona con un correcto sellado del mismo, es decir, que durante el proceso de envasado del producto se ajusten las temperaturas y presiones óptimas para cada tipo de film y teniendo en cuenta el espesor de cada material.

Uno de los factores que influye en que este sellado del envase no se haga correctamente es la velocidad de producción. Ya que en los cambios de materiales y para no perder tiempo muchas veces no se realizan los ajustes necesarios para adecuarse al nuevo material debido a que priman los tiempos de producción.

Tipos de sellado

Sellado en frío

Muchos productos alimentarios como por ejemplo el chocolate, helados… pueden estropearse por el calor generado por los sistemas de sellado de las máquinas de envasado en caliente. Por eso, en este tipo de productos se utiliza un sistema de soldadura que se conoce como Cold seal. Para este tipo de sellado no se utiliza el calor sino sólo la presión y adhesivos especiales autosellantes.

El sellado en frío, además, da lugar a fuerzas de adhesión inferiores y ofrece menor hermeticidad: apertura con el mínimo esfuerzo.

Sellado en caliente

El sellado térmico o termo sellado es el más utilizado en la industria del envasado por sus buenos resultados. Consiste en el proceso de soldado de un termoplástico a otro termoplástico u otro material aplicando calor, a un tiempo y a una presión determinada. Normalmente se utilizan placas de soldadura o barras de soldadura para aplicar el calor en zonas específicas del envase. En la fabricación de bolsas u otros formatos flexibles se utiliza este sellado en la soldadura perimetral y en el sellado de los extremos.

Entre los tipos de sellados térmicos más comunes tendríamos :

  • Sellados térmicos por barras calientes
  • Sellado térmico en continuo
  • Sellado térmico por impulsos
  • Sellado térmico por alambre caliente
  • Sellado por inducción

Sellado al vacío

El sellado al vacio consiste en retirar todo el aire del interior del envase logrando aumentar el tiempo de caducidad del producto. Son muchas las ventajas del sellado al vacío, aunque, a grandes rasgos, se podría resumir en: higiene y calidad.

El sellado al vacío mantiene los olores y sabores de los alimentos. Igual que no entran desde el exterior, el sellado evita que salgan, por lo que la comida mantiene el mismo aroma que cuando está fresco. Al no haber ni oxidación ni deshidratación, también se mantiene el sabor intacto.

El sellado influye mucho en la repetición de compra

Ya hemos dicho que un sellado correcto es fundamental para garantizar una buena experiencia de uso de los consumidores. Evidentemente, que el envase de un producto conserve correctamente sus cualidades es un objetivo primordial. Pero, además la facilidad de manipulación o usabilidad ocupa un lugar muy importante en la mente del consumidor ya que de ella dependerá en gran parte la repetición de compra de ese producto.

Un sellado que garantice un óptimo pelado es básico para evitar la frustración del usuario, que sin duda descartará aquel producto que conlleve mucho tiempo y esfuerzo poder abrirlo.

En el segmento de la tercera edad, este aspecto cobra aún más relevancia, ya que está demostrado que para estas personas el difícil manejo de los envases llega a suponer un problema que llega a afectar algo tan grave como es la nutrición.

El sellado frente al derroche alimentario

Otro aspecto muy importante a tener en cuenta es que, como hemos dicho, el sellado incide directamente con la mayor durabilidad de los productos envasados y, por tanto, influye directamente en el desperdicio de alimentos. Sólo en España se desperdician 7,7 millones de toneladas de alimentos cada año, el sellado adecuado conseguiría reducir considerablemente estas cifras.

Para alargar la vida útil de un alimento es imprescindible frenar los efectos de los agentes que lo deterioran, como puede ser la luz, la humedad, la temperatura y el oxígeno. Utilizar materiales barrera para fabricar los envases, así como cuidar el sellado de los mismos es fundamental para evitarlo.

Consulta nuestra web para conocer más acerca del trabajo de SP Group y no dudes en contactar con nosotros ante cualquier duda. Nuestro equipo de profesionales estará encantado de atenderle.


Sé el primero en leer nuestras novedades

Suscríbete y recibe en tu correo los posts más recientes de nuestro blog.



Artículos relacionados

Alimentos con humedad: los mejores materiales de protección

Innovación

La humedad, así como la oxidación son dos de los procesos que provocan una mayor rapidez de deterioro en los […]

CONSÚLTANOS TUS DUDAS

En SP Group optimizamos nuestros procesos de produción para dar el servicio más eficiente a la gran industria. Son muchas las empresas multinacionales que confían cada día en nuestra capacidad de producción para resolver sus necesidades de packaging flexible.
Si estás interesado en saber como tu compañía puede beneficiarse de nuestros servicios, déjanos tus datos y uno de nuestros asesores comerciales se pondrá en contacto contigo o si lo prefieres consulta los datos de contacto del asesor de tu zona.

EL TIEMPO MEDIO DE RESPUESTA COMERCIAL ES DE 24/48 HORAS.